viernes, 10 de septiembre de 2010

Coloquio de aptitud diplomática

Nunca imaginé que el coloquio generaría tanto drama en los comentarios a este post. Padres prohibiendo a sus hijas seguir la carrera, invocaciones a la Constitución, la defensa apasionada de ex-amigo de Brutus, "la bolilla no se mancha" y las acusaciones de amiguismo y bolillas negras. Es muy difícil explicar qué es el coloquio, porque es muy difícil explicar qué es eso de "aptitud diplomática". No es muy científico lo que voy a decir, pero "aptitud diplomática" es lo que los 7 u 8 Embajadores que toman el coloquio deciden que es en ese día en particular.


Este pdf del ISEN explica bien qué es el coloquio. Ahora quiero mencionar cosas que el coloquio no es:


1. El coloquio no es un examen de conocimiento. Obviamente no es bueno demostrar un exceso de ignorancia, pero no te resta puntos decir que no sabés un tema en particular. Lo que sí te resta puntos es guitarrear. En este grupo de facebook, un estudiante de periodismo llamado Sebastián dice:


El quid de la cuestión es que el Coloquio de Aptitud Diplomática es la prueba de fuego para observar directamente cómo nos manejamos en situaciones de mucha presión. No importa si el porcentaje del PBI que dijiste que tiene la Argentina no es correcto, lo que importa es qué tan seguro lo hayas dicho y transmitido (tampoco quiere decir que empezemos a dibujar los números, para eso ya está la intervención en el INDEC).

La primera frase es verdadera y es un muy buen consejo. El resto es bullshit. Porque es verdad que te están probando para ver cómo te manejás bajo presión, pero lo último que buscan es un guitarrero que manda fruta con convicción. Si algún lector va a presentarse en el coloquio, mi recomendación es: traten de saberse cifras básicas como el PBI de la Argentina. Y si un Embajador te pregunta el monto de nuestras exportaciones a China y no lo sabés, contestá algo como "la verdad es que no sé el monto exacto, pero sé que han crecido mucho en los últimos años y actualmente China es el segundo o tercer principal destino para nuestras exportaciones".

2. El coloquio no es un partido de tenis. Esta chica, por ejemplo, se lo tomó como que estaba compitiendo con los Embajadores. El coloquio, en el fondo, es una entrevista laboral. En una entrevista laboral vos no querés "ganarle" a los/las que tenés adelante. Querés que te contraten, punto. En este caso, que te pongan una buena nota para promediarla con el resto de las demás notas. Creo que más que querer ganarles o impresionarlos, lo ideal es tratar de zafar bien. En mi época no había esto de las bolillas, el coloquio no era público y eran 20 minutos de preguntas. Igual opino, y opino de que lo ideal es, en 10 minutos, presentar 3 ideas claras sobre un tema, de las cuales al menos una sea un poco original y salga del molde de lo que uno leyó en el diario del domingo sobre el tema.


3. El coloquio no es polémica en el bar. No hay que meterse en berenjenales de los cuales uno no puede salir. Por ejemplo, hablando del INDEC. En los comentarios a una nota de educ.ar sobre el ingreso a la carrera diplomática, un tal Diego, en abril de 2008, escupió:


SI al límite de edad!!! Lo que sería ideal es limitar también las postulaciones a los licenciados en ciencia política, comercio internacional y relaciones internacionales, nada más. Los demás (como Andrea la psicologa) dediquensé a lo suyo y no jodan, porque no saben nada del tema. Aprendan de Adam Smith y la división internacional del trabajo, ignorantes.

Lo ideal es evitar, en el coloquio, ese tono, y mantenerse dentro de lo políticamente correcto.

Pero queda un tema espinoso por tratar, que mencionó ayj en su comentario a este post, sobre el amiguismo. Todos los demás exámenes son anónimos, el concursante recibe un número y el que corrige en teoría no sabe qué exámen está corrigiendo. (Es obvio que de haber colusión entre el concursante y el corrector, basta con que el primero le entregue su número al segundo, para que este identifique de entre todos los exámenes al que debe beneficiar, pero ignoremos ese detalle.)


El coloquio es el único examen no anónimo. El más subjetivo. Y el que más peso tiene (vale por 3). Es el más vulnerable a denuncias de amiguismo, porque nadie sabe muy bien qué es eso de la aptitud diplomática. Y la verdad es que los contratados de Cancillería que se presentan al examen y los hijos de diplomáticos corren con una ventaja. Entienden (o deberían entender) qué es eso de la aptitud diplomática. Pero esa ventaja tampoco es decisiva.


Porque el coloquio es determinante en los márgenes. En un concurso en el que entran 50, los primeros 35 (más o menos) antes del coloquio generalmente entran - a menos, obvio, que les suene el celular en el medio del coloquio o digan algo como "a los bolivianos y peruanos hay que echarlos a todos de la Argentina". Después hay un grupo de unos 30/40 que pueden entrar o no dependiendo de la nota del coloquio, pero el que va 110 no entra ni con fórceps.


Y termino con la nota emotiva del día, para los que andan hablando de bolillas negras.

19 comentarios:

anibal dijo...

Bien. Me interesa el tema amiguismo/meritocracia. Para obtener un tenure track en una universidad norteamericana, el amiguismo es un plus nada desdeñable, más bien todo lo contrario, y de hecho no hay concursos con puntaje. Todo arbitrariedad del cuerpo de profs y de la uni que te contrata.

Sin embargo no puede decirse que al final no sea una meritocracia, me parece.

ayjblog dijo...

no no, nadie prohibe nada, mas aun, tenia un error en la secuencia y me disculpe, cuando me equivoco lo acepto

ahora bien, un tenure track es bastante distinto que la carrera en diplomacia, separemos los tantos

la polemica que, de alguna forma induje, es, no quieras seguir RI que es para amigos en general (algo asi dije sort of, pero es el concepto) y la prueba es el coloquio donde existe bolilla engra (casi asi lo puse no?)

pero, vuelvo, en una situacion donde el coloquio que no es anonimo tiene un peso de 3 no es determinante en los margenes, si fueran 100 examentes y ese uno de ellos, lo acepto como marginal, la pregunta es, cuanto son?
en el otro limite, si son unicamente 3 examenes, es determinante, hasta si son 10 lo es dada una poblacion estadisticamente correcta (gaussiana en ese sentido).

Por eso, a pesar de todas sus buenas intenciones, que entiendo, de demostrar que no es determinante etc etc, la verdad es que si son menos de 10 examenes, en rigor segun portal.educ.ar son 8, uno de ellos con triple de peso es determinante a todas luces, un pqueño sesgo anula todo, ejemplo, si tienen 10 en todo suma 70 y sacarse un 5 ahi llega a 85, a cambio 8 en todo llega 56 y un 10 ahi llega a 86, con lo cual estan premiando que? ese y no otro es el condicionante de bolilla negra.

y , para ser mas exactos, son 6 examenes, dos evaluaciones y el coloquio, supongo que las dos evaluaciones contaran como 1 examen a efectos de peso, ya que no estan presentadas como examen.

saludos cordiales

PS Prohibir? en esta epoca? en ninguna, pero, la realidad es la realidad

ayjblog dijo...

BTW: Por que un contratado puede estar en mejores condiciones?
que es necesario para ser contratado?
son publicos los concursos para ser contratados ya se, no.

Caballeros, yo los entiendo, es razonable su postura, hasta entendible, pero, no pretendamos tapar el sol con las manos

ayjblog dijo...

A titulo de honestidad, la vez que necesite los servicios consulares en el extranjero, no me puedo quejar, solucionaron rapida y eficazmente el problema

el de adentro dijo...

Aníbal: plenamente de acuerdo en que es un tema fascinante. Yo pensaba en el tenure track, en los Presidentes de EE.UU. que son todos Ivy Leaguers, del "old chum system" de Inglaterra y su equivalente japonés, que es el más meritocrático y quizá el más "amiguista" de todos.

Ayj: no sabía que vos eras el padre en cuestión. Hay muchas razones para no estudiar RR.II. en la Universidad, pero el amiguismo no es una de ellas (en mi opinión, claro).

El promedio es así: psicológico eliminatorio (no tiene notas); 7 examenes ponderados por 1, el ensayo ponderado por 2 y el coloquio ponderado por 3. O sea, de 12 puntos en total el coloquio vale 25%. Por eso digo, en la práctica, al ser el último examen, termina operando en los márgenes. Si te va muy bien en los demás entrás aunque tu coloquio sea mediocre. Es verdad que entrando 50, si antés del coloquio estás 47 y te sacás un 7 en el coloquio quedás afuera.

El tema de los contratados es simple. No hay concurso porque los contratos en el Estado no te ofrecen ninguna estabilidad. No vas a concursar a alguien para ofrecerle un contrato basura. En la práctica, en los últimos años se viene convocando a aspirantes que no ingresaron pero estuvieron cerca a que laburen en Cancillería y se contagien un poco de eso que llaman "aptitud diplomática". No es un sistema perfecto, pero antes de eliminarlo me gustaría conocer una opción mejor...

Anónimo dijo...

Estimado "el de adentro",

Me parece que es una instancia el coloquio porque es necesario habilitar un espacio de evaluación que califique algo más que competencias académicas.

¿Es posible imaginar un sistema de selección de persona que no tenga una entrevista personal?

Si me preguntás cómo sería ideal yo propondría algo parecido al sistema alemán (el embajador alemán habló de esto en el seminario que organizó el Apsen el año pasado): llegan a la última instancia el doble de concursantes que número de vacantes. Con esa gente organizás entrevistas personales en profundidad y role-playing grupales con vistas a evaluar ciertas cuestiones clave.

Sobre el amiguismo creo que yo averiguaría, por ejemplo, cómo les fue en los últimos años a familiares directos de Secretarios de Estado y/o Cancilleres que en ese momento estaban en ejercicio.

Por lo que sé, ninguno entró. Me parece que en todo caso, la prueba del amiguismo queda del lado de quien la alega. Pero la presunción de transparencia es fuerte cuando un familiar directo de un Canciller se queda en el camino.

Anónimo dijo...

estimado

si tiene un peso del 25% es absolutamente decisorio, en aras de la brevedad no hare las cuentas para ejemplificar casos, pero, matematicamente es asi, mas cuando hay otras cosas que no son blanco negro que pesan 2

sobre el amiguismo creo que la prueba seria, y no lo se, cuantos y por cuanto tiempo estan en la familia diplomatica, no en los puestos politicos estimado anonimo, el problema no son los politicos, son las corporaciones.

No, quizas no lo haya, pero eso, frene al peso de cada cosa y la corporacion (si me dicen que no existe debere creer que estamos en Suiza)

saludos cordiales

Anónimo dijo...

BTW, es como si en Inglaterra uno quisiera ocupar algun puesto alto y hablara cockney, no way Jose

Anónimo dijo...

Yo no entiendo las últimas intervenciones. No creo que esté en discusión la matemática del asunto. Creo que hay dos puntos:

1) Debe el coloquio ser una instancia de evaluación que pondere más que las otra y que tenga un rol importante? Yo insisto que si y no me queda claro de las intervenciones anteriores si esto está en discusión. Insisto: es FUNDAMENTAL evaluar otras competencias aún cuando eso implique ser más "subjetivos"-

2) Puede la subjetividad del coloquio ser utilizada para seleccionar por criterios que no sean los del mérito (sea como eso sea definido en los términos del coloquio)? En esta parte la teoría indica que sí y sin embargo hay muchos casos en que familiares directos de las máximas autoridades políticas y "corporativas" fueron repetidamente reprobados.

Entonces? Parecería que esta potestad no fue usada, en principio para eso o en esos casos.

Ahora yo creo que la falacia está en pensar que porque matemáticamente eso es posible, entonces es de esa manera. Hace falta un salto lógico que es la decisión de usar esa facultad. Yo creo que el salto, en este caso, lo da la desconfianza eterna hacia el sector público: si la corrupción es posible entonces es un hecho.

Saludos

el de adentro dijo...

Mucho comentario anónimo, así que los separo en dos: "anónimo de adentro" y "anónimo de afuera". Plenamente de acuerdo con la importancia de la entrevista laboral en el proceso de selección de personal mencionada por anónimo de adentro. Incluso uno puede ir más lejos: en una entrevista laboral (llámese coloquio o cómo se llame) la subjetividad es parte integral del proceso.

No entiendo mucho la referencia del anónimo de afuera a Suiza. Bah, nunca pensé que el "amiguismo" fuera más desarrollado en la Argentina que en Suiza. Tampoco entiendo la dificultad de varios comentaristas de entender que, sin ser perfecto, en el Estado argentino puede haber un proceso de selección de personal medianamente transparente y meritocrático. No utilizo la lógica Bayer al revés (si es Estado argentino, es malo y corrupto).

Quizá no debería haber usado el aspecto matemático, pero la verdad es que todos los exámenes son importantes y para eso existe algo llamado "promedio".

Aunque confieso que yo tampoco tengo en claro qué es lo que se filtra en nombre de la supuesta "aptitud diplomática". A mi no me filtraron, así que siempre supuse que la tenía. No sé, por ejemplo, qué pasaría con un "tartamudo brillante". Lo que sí me doy cuenta es que se busca la variedad y que ante igualdad de notas en los exámenes "objetivos", en el coloquio se privilegian cuestiones como "federalismo", "multidisciplinariedad", "lucha contra la adversidad" y otros aspectos "subjetivos".

Anónimo dijo...

de alguna manera esto viro desde, es objetivo y no hay instancias en las cuales no influye el amiguismo (con comillas) o los conocidos (con comillas) a decir que se privilegian aspectos subjetivos.
Creo que estamos hablando de el ingreso, lo cual es junior, donde las aptitudes mas duras se privilegian sobre las menos duras, luego, en el transcurso de la carrera, se van desgranando aquellos sin aptitudes para el manejo de los aspectos blandos, eso es asi para absolutamente todos los cursus honorum. A un abogado junior no se lo juzga por como se comporta en un juicio oral, se lo juzga por como lee el codigo (simplificado absolutamente)

Ahora bien, tratar de definir la mejor aptitud blanda en un examen para un junior, la verdad a mi, pero puedo estar errado, no se, la casa lo sabra mejor que yo sin duda.

En fin, supongo que estamos en el mejor de los mundo posibles

saludos cordiales

ayj

PS Nadie dice que estado argentino= corrupto, pero, aqui, y en Suiza aplica el viejo dicho de la mujer del Cesar

Matías dijo...

Hay algo que nunca entendí y es si es real que toda la gente que trabaja en la Cancillería precisa de estos dos años y del coloquio. No entiendo muy bien a qué se dedican y por qué habrían de precisarlo (¿Todo el tiempo están frente a embajadores de otros países?).

Mi visión, quizás errada, es que debe haber también quienes laburen detrás de un escritorio elaborando algún que otro informe sobre otro país pero jamás tenga contacto con un diplomático extranjero. ¿Yerro feo?

el de adentro dijo...

Ayj: cro que en el post original fui bastante claro que el problema es que "aptitud diplomática" es lo que los 8 Embajadores que toman el coloquio deciden que es en ese día. Querés más subjetividad que eso? Pero no hay que confundir "subjetividad" o incluso "arbitrariedad" con amiguismo. La subjetividad es parte integrante de todo proceso de selección de personal.

Matías: los 2 años de ISEN y el coloquio son solo para ingresar a la carrera diplomática. Hay otras formas de contratación que no los requieren. La verdad es que uno de los grandes problemas que tenemos como Ministerio es que la gente no sabe muy bien de qué laburamos. Prometo que algún día voy a hacer un post con ejemplos prácticos de laburo de un diplomático.

Hay gente que, como vos decís, labura detrás de un escritorio haciendo un informe sobre algo que ocurre puertas afuera. Pero el tema es que, más temprano o más tarde, a todos nos toca salir. Y afuera es, de cierta forma, donde uno "representa" al Estado argentino y es ahí donde esa "aptitud diplomática" es más importante.

ayjblog dijo...

en absoluto estimado, y ese es el problema, lo subjetivo como termino es muy amplio, hasta pongale, no les gusto que use mocasines en vez de zapatos acordonados, y ahi entra toda una clase variopinta de cosas, maxime que encima tiene mas peso.

BTW. creo que lo dije y lo repito, cuando me toco usar los servicios consulares, em atendieron muy bien.

Ahora, ya que lo menciona, estar afuera en representacion como consul y embajador es para pocos, el resto empuja el lapiz por citar una frase quizas adecuada, y, para ordenar la cola en le Consulado de Barcelona de los que piden antecedentes para la doble nacionalidad no se que seria la aptitud diplomatica

Anónimo dijo...

El problema con el último comentario es que el comentarista tiene un conocimiento imperfecto del funcionamiento de las embajadas y consulados de nuestro país en el exterior y el rol de los diplomáticos.

Una cuestión estructural: en general tenemos representaciones con pocos funcionarios. Nuestro total de funcionarios es de 900 diplomáticos (50% en el país y 50% en el exterior). En términos comparativos tenemos una Cancillería media pero de las más grandes de la región. Según el presupuesto del Departamento de Estado ( http://www.state.gov/documents/organization/136355.pdf) USA tiene algo así como 18.000 funcionarios diplomáticos y a eso hay que sumar los de todas las otras agencias con presencia en las embajadas. Según esta nota de La Nación (http://www.lanacion.com.ar/nota.asp?nota_id=1296353) hay 2400 funcionarios sólo en Bagdad.

Por lo tanto la gran mayoría de nuestras representaciones suelen ser de dos funcionarios (y como no tenemos en todos los países muchas tiene jurisdicciones que abarcan de más de un país). Eso quiere decir que esos dos funcionarios hacen cosas un poco más complejas de ordenar las colas en los consulados así más no sea que por que no hay otra gente que las haga. Mencionemos algunos: armar las rondas de negocios de los empresarios, negociar las agendas de las visitas de las autoridades, armar los perfiles de mercado, estar en contacto con los argentinos en ese país, seguir los casos de argentinos presos o con causas judiciales, informar sobre la situación política, decidir a quién se le da una visa, cumplir con los objetivos puntuales (vio, también en la administración pública se trabaja con gestión por objetivos) que asigna la Cancillería cada año.

Y ni que hablar que cuando el Embajador se va de vacaciones, el segundo queda como encargado de negocios.

En la representaciones multilaterales parece que tampoco los funcionarios ordenan colas de ciudadanos sino que están encargados del seguimiento de temas específicos de nuestro país en ese organismo. Temas que son muchos más que funcionarios y frente a delegaciones mucho más numerosas.

En fin...espero haber aportado algo de información al debate.

r.-

ayjblog dijo...

Si, lo se estimado todo eso, solo fue una nota de color del de Barcelona, que, como dije, me atendio muy bien, tambien tengo otras de 1950 cuando mi abuelo vino para aca, pero no vienen al caso.

Pero, que ordenan colas, las ordenan, en la planta baja del Paseo de Gracia en la galeria esta la cola de sufrientes, todos los dias, luego suben, y etc etc, sin duda lo conocen mejor que yo

Anónimo dijo...

No se si comentar los dichos del Anónimo de afuera...me parece que carece de honestidad intelectual frente a los argumentos (discutibles siempre) de R y del de Adentro. Solo notas de color, saltos deductivos que baten todos los records y prejuicio, mucho prejuicio. En este momento, está teniendo lugar el Concurso de Ingreso. Sería interesante que ayj se diera una vuelta, viera quienes se postulan y quienes finalmente ingresan. Y así, vuelva dentro de un mes, con algún elemento de juicio. Al menos, para demostrar la honestidad intelectual que no le niego y le presumo, so pena de pensar que sangra por una herida mal cicatrizada. Pues no creo que haga falta decir que si fracaso en una entrevista laboral colegir que hay una conspiración en mi contra o una corruptela típicamente argentina sería, como mínimo, un exceso de narcicismo? AYJ, presente un amparo por el límite de 35 años, conviértase en colega, destruya prejuicios y venga a ordenar filas con nosotros. Con cariño, Brutus.

Anónimo dijo...

gracias Brutus, pero, no cumplo los requisitos, no hablo dos idiomas (bueno, si tomamos al catalan si)

saludos cordiales

PS: Yo no fracase en el ISEN, mas aun, rechaze una beca del INAP en algun momento de mi vida

PS2: Me parece, digo, que poner argumentos ad hominem a la matematica, algo en mi forma de expresarme falla

Anónimo dijo...

Hola a todos:

Tengo una consulta que tal vez suene bastante inocente pero necesito leer alguna respuesta al respecto:

el año que viene cumpliré 35 en Abril y tenía pensado presentarme a rendir los exámenes en el ISEN:

1. ¿Presentarse sobre el límite de edad entra dentro del perfil?

2. Si a esto le sumo que estoy casado, sin hijos por el momento, ¿influye? y ¿de que modo?..

En definitiva: Vale la pena hacer el esfuerzo de estudiar y presentarse o mejor utilizo ese tiempo y esa energía, en el logro de otras aptitudes / habilidades?

Titulo: Lic Administración.
Oficial del Ejercito.
Oficial de Inteligencia.
Experiencias en misiones de paz y Ayuda a la Comunidad. (Logísitca y asuntos civiles)
First Certificate

Desde ya muchas gracias!

Saludos!